El caos y la masacre humana que perdura en Karachi desde hace  más de tres décadas se intensifican de forma periódica. Otra ola de esta violencia terrible se ha desatado en las últimas semanas. Sin embargo, esta ola de  horripilantes asesinatos  y  devastación no es la causa sino el síntoma de la severa enfermedad del sistema social y económico, esta crisis terrible es la que está empujando actualmente a la sociedad a las garras de la barbarie.

Durante los acontecimientos revolucionarios en Egipto, las autoridades chinas han mostrado un nerviosismo extremo, incrementando la presencia policial en las calles y tomando medidas drásticas respecto a internet, donde las referencias a la Revolución egipcia han sido censuradas ¿Por qué están los dirigentes chinos tan preocupados por los acontecimientos que tienen lugar en lejanos países?

 

 

La Campaña  en Defensa de los de los Sindicatos de Pakistán (PTUDC), ha estado activo en todo el país, organizando la ayuda para las víctimas de las inundaciones. Aquí mostramos una galería de fotos, en la cual documentamos algunas de las actividades de la Campaña de protestas y ayuda revolucianaria por las inundaciones. Estas fotos fueron enviadas por activistas del PTUDC de Malakand, Dera Ghazi Khan, Rahim Yar Khan, Islamabad, Hyderabad y Cachemira.

Galería de fotos Galería de fotos 2

PAÍS: Pakistan

Cuando salió del aeropuerto la enormidad de la multitud la dejó atónita. Esta marea humana cambió totalmente el escenario político y los planes de la élite de una transición suave que evitara un levantamiento.

La Campaña en Defensa de los Sindicatos de Pakistán (PTUDC) ha puesto en marcha Comités Revolucionarios de Ayuda y de Lucha por todo Pakistán, especialmente en las zonas afectadas intensamente por las inundaciones, para desarrollar labores de rescate y socorro eficientes y eficaces. La Campaña ya ha montado cincuenta siete campamentos en diferentes regiones y está demandando ayuda.

Estamos viviendo en la primera década del siglo 21, en un periodo en que la marcha de la tecnología y la ciencia han conseguido milagros. Podemos poner un hombre en la Luna y enviar satélites para explorar los confines del sistema solar y más allá. Y, sin embargo en el año 2010, millones de hombres y mujeres se ven reducidos al nivel más primitivo, cercano a la barbarie. Ese era el caso en Pakistán, incluso antes de las inundaciones. Ahora, millones de personas pobres se aferran a la vida, y su resistencia se debilita por momentos.

 

Como explicamos en varios artículos, el actual régimen en Irán, lejos de ser “progresista” es en realidad profundamente reaccionario, oprimiendo sistemáticamente los derechos de los trabajadores y pobres. Desde el mes de junio del año pasado, los trabajadores y jóvenes de Irán han protagonizado un movimiento contra los crímenes de la dictadura islámica. Ponemos a la disposición de nuestros lectores una traducción del último artículo de nuestros camaradas marxistas en Irán que analiza la situación en el país y las tareas del movimiento revolucionario.